La incertidumbre de entonces…

La incertidumbre de entonces…
La incertidumbre de entonces... Por, Luis Alberto Nina Las berdaderas vatayas, así, mal escrito, se conquistan enfrentándose. Es decir, yo a veces despierto, desorientado de las emociones e indispuesto a seguir... Quisiera creer que tengo valentía para agarrar mi bolígrafo, la Silla, dos anteojos que uso; uno transparente, para ver mejor el horizonte y el otro, algo teñido de mercancía

Consejos sobre cómo escribir cuentos

Consejos sobre cómo escribir cuentos
Consejos sobre cómo escribir cuentos Por, Roberto Bolaño   Como solía decir Paul Valéry, el león no es más que oveja digerida, y un escritor, añadimos, solo es excelente gracias a sus lecturas. Reacio hasta su muerte a pertenecer a otra escuela que no fuera la poesía y la vida misma, el chileno Roberto Bolaño era tan antipático para algunos como

Lenguaje

Lenguaje
Lenguaje Por, Luis Alberto Nina ¿Qué es lo que realmente conocemos? Aristóteles dijo una vez, «Saber es acordarse». De nada sirve que digamos que sabemos algo si al momento que queremos expresarlo, se nos pierde, no nos sale. Me llega la siguiente interrogante: ¿Sabe realmente quien no tiene memoria, o mejor aún, quien tiene poca memoria? ¿Sabe aquel que no

Un escritor

Un escritor
Un escritor Ser como el río que fluye Por, Autor desconocido Cuando yo tenía quince años, dije a mi madre: –He descubierto mi vocación. Quiero ser escritor. –Hijo mío –me respondió ella, con expresión triste–, tu padre es ingeniero. Es un hombre lógico, razonable, con una visión precisa del mundo. ¿Sabes tú lo que es ser escritor? –Alguien que escribe libros.

Mis respetos Cortázar

Mis respetos Cortázar Te prefiero viva, a Alejandra Pizarnik. Carta de Julio Cortázar a Alejandra: Mi querida, tu carta de julio me llega en septiembre, espero que entre tanto estás ya de regreso en tu casa. Hemos compartido hospitales, aunque por motivos diferentes; la mía es harto banal, un accidente de auto que estuvo a punto de. Pero vos, vos,

Hay que ser realmente idiota para…

Hay que ser realmente idiota para... Por, Julio Cortázar Hace años que me doy cuenta y no me importa, pero nunca se me ocurrió escribirlo porque la idiotez me parece un tema muy desagradable, especialmente si es el idiota quien lo expone.Puede que la palabra idiota sea demasiado rotunda, pero prefiero ponerla de entrada y calentita sobre el plato aunque

Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda a un reloj

Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda a un reloj   Por, Julio Cortázar Piensa en esto: cuando te regalan un reloj te regalan un pequeño infierno florido, una cadena de rosas, un calabozo de aire. No te dan solamente el reloj, que los cumplas muy felices y esperamos que te dure porque es de buena marca, suizo con áncora