Mezquino económico

Por, Luis Alberto Nina

A ver si entiendo esto, la extrema ambición de unos cuantos por el capital, ¿hasta dónde llega? ¿Qué más procurarán, cuando lo tengan todo estos mediocres amantes eternos de la avaricia? Lo tienen todo, lo quieren todo; ¿cuándo será ese fin de tantos empiezos? Y lo patético es que se fundamentan totalmente en una sola perspectiva… Me pregunto: ¿para qué quiere más el billonario, el millonario, el que no necesita más? ¿Para qué aparenta que necesita más? ¿Será por principio evolutivo? ¿Por necesidad biológica? O ¿será por costumbre social, si cabe decir esto? Hay otra: o por que sí. Y la otra cuestión es: ¿tiene fin la muerte de este Pecado capital? ¿Tiene límite la exageración, la codicia, la mezquindad, el individualismo?Mezquino económicoIngenieros lo define de manera genial cuando se expresa sobre “Las canas”: “Esa pasión de coleccionar bienes que no se disfrutan se acrecienta con los años, al revés de las otras. El que es maniestrecho en la juventud llega hasta asesinar por dinero en la vejez. La avaricia sea el corazón, lo cierra a la fe, al amor, a la esperanza, al ideal. Si un avaro poseyera el sol, dejaría el universo a oscuras para evitar que su tesoro se gastase. Además de aferrarse a lo que tiene el avaro se desespera por tener más, sin límite; es más miserable cuanto más tiene: para soterrar talegas que no disfruta, renuncia a la dignidad o al bienestar; ese afán de perseguir lo que no gozará nunca constituye la más siniestra de las miserias.”

La perspectiva es más de una: para mostrarle a otros que puede, para compararse con otros que tienen, porque se siente menos si se conforma; realmente este tipo de aprensivo económico, conoce lo que es sufrir… El que tiene quiere más porque quiere ser el que más tiene. ¿De qué otra forma explicarlo? Lo inhumano tiene poca explicación moral.

Fuente (foto)

Redes Sociales

Comentarios

Comentarios

Tagged on: